Agitados by Jeff Sullivan

 In News, Newsletter: Fall '19

El fin de un año natural es siempre un buen momento para evaluar logros, establecer metas nuevas de corto y largo plazo y determinar el camino por delante. Nuestras horas de trabajo estos últimos 12 meses han estado entre las más altas de la historia del District Council, y la calidad de vida de muchos de nuestros miembros hermanos y hermanas han mejorado notablemente. Hemos hecho mejoras a nuestros diversos fondos, mejorando significativamente el plan de seguro médico que cubre a nuestras familias y aumentando el poder de largo plazo de nuestros planes de jubilación y anualidad.

Nuestra membresía entera merece el crédito de todos estos logros; ésta comprende la importancia crítica de cuidar de los asuntos de hoy día, mientras se planea cuidadosamente para el futuro. Nuestros éxitos no son accidente; son el resultado de una planificación estratégica implementada por un personal que comprende que va a trabajar cada día por USTED, el miembro.

Desde Servicios y Organizar, a Asuntos Gubernamentales y Capacitación, el personal del District Council 35 tiene una meta singular: aumentar las oportunidades laborales para nuestras familias miembro. Esto se hace a través de vigilancia y preparación constantes. Debemos poner atención en y proteger nuestro trabajo, desarrollar y nutrir relaciones nuevas en toda nuestra industria y encontrar áreas nuevas para trabajo futuro. Desde ya, también debemos producir los artesanos más habilidosos, quienes le proveerán valor a nuestros contratistas signatarios y a los proyectos que éstos abordan.

El tema del 32do Convenio General Anual este último verano fue “Todos somos sindicato.” Orgullosos y desvergonzados, salimos a las calles y los directorios de toda New England cada día, contando nuestra historia y asegurándonos de que todos los que puedan oírnos sepan que estamos aquí permanentemente. Mientras tanto, creamos un mañana mejor para las mujeres y los hombres que van a trabajar cada día, construyendo nuestra región. El sindicato es lo que somos y es lo que siempre seremos.

También es un momento adecuado para reflexionar sobre el movimiento más amplio del cual todos somos parte. Existimos en un tiempo de ganancias corporativas desorbitadas, aumentos de sueldo casi inexistentes y comunidades de clase trabajadora devastadas. Contra este trasfondo, tenemos un clima político actual que parece animar y promover el maltrato de los trabajadores. Pero si han estado prestando atención, 2019 también fue el año del levantamiento del sector laboral.

Los sindicatos están empezando a ganar de nuevo, en todo el país, empleando tácticas creativas y de la nueva era, creando nuevas alianzas y contando nuestra historia. Lo más importante es que una nueva generación de trabajadores se está dando cuenta de que solos, están sin poder, pero al unificarse, pueden formar un poder temerario. Nacionalmente, hemos visto la mayor cantidad de trabajadores haciendo huelga desde los ’80. La huelga de GM en septiembre, la disputa laboral más larga en su historia, envió un mensaje en todas las industrias sobre el poder de la acción colectiva. Más cerca de casa, la huelga de Stop & Shop y la reciente huelga del Sindicato de Maestros de Escuelas Públicas de Dedham ambas sirvieron como recordatorios de nuestro considerable poder.

Aquí en District Council 35, podemos, y debemos, tomar los aprendizajes obtenidos a partir de estos ejemplos y utilizarlos para aumentar nuestro poder. Esto empieza, desde ya, con desempeñar nuestros trabajos cada día. Cada uno de nosotros, desde el obrero en el campo hasta el personal de DC 35, tiene un trabajo importante a desempeñar. Colectivamente, esto aumentará nuestra fuerza y posición para lograr más avances respecto a oportunidades laborales. Organizar es a veces una palabra que se usa de más, pero realmente está en el corazón de todo lo que hacemos. Se propaga por cada uno de nuestros departamentos y es el componente más crítico de todo lo que esperamos lograr.

Estoy muy orgulloso de una campaña que implementamos recientemente en Lowell. Hemos dedicado mucho tiempo y muchos recursos a aumentar las oportunidades laborales en el Valle Merrimack. Esta región del estado que una vez fue orgullosa se ha alejado de sus valores de clase obrera, guiada por ciertos políticos locales a quienes les importaban más las citas para los medios y el gran negocio que los residentes de clase obrera. Trabajando casi solos, le trajimos cambio positivo al Concejo Municipal de Lowell, lo cual esperamos resulte en beneficios para nuestra membresía. No se puede ganar si uno se queda afuera de la cancha; hay que entrar al campo de juego.

Estoy orgulloso de ser el líder de esta organización, que NUNCA se queda afuera de la cancha . Entramos a la lucha todos los días, esté donde esté ésta, para asegurar que nuestra voz sea oída y que a nuestros miembros se les ofrezca toda oportunidad para mejorar sus vidas. Esta pasión por la membresía, desde el aprendiz de primer año al jubilado, me agita por completo. Es mi privilegio levantarme cada día con esta pasión al frente de todo lo que hacemos aquí en el District Council 35. Por favor únanse a la lucha con nosotros; vayan a una reunión local de su sindicato, involúcrense con su sindicato y ayúdenos dedicándose a ser ojos y orejas en la calle. Somos sindicato y seremos mejores como resultado de su participación activa. 

Por favor acepten mis cálidos deseos de una feliz navidad y unas fiestas pacíficas pasadas con amigos y seres queridos. Y como dice Coach Belichik: ¡Vamos al 2020!